¿Se acabaron Veracruz?

He estado varias veces en Veracruz, un estado que tiene unas bellezas naturales inigualables. Su puerto, el más antiguo del país y en donde se respira la historia. Sentarte a tomar un café en “La Parroquia“ Con más de 200 años) o en Los Portales, es un experiencia enriquecedora por el café (lechero como marca la tradición) y los personajes que ahí ves desfilar.

Veracruz es un estado turístico, pero hoy ya no lo visitan paseantes, es un estado rico en recursos naturales, pero sus habitantes viven en la pobreza (6 de cada 10 vive en pobreza) ¿Entonces qué paso? ¿En qué momento Veracruz se convirtió en uno de los estados más inseguros y pobres del país? Las noticias nos dicen que en los primeros días de octubre hubieron 40 ejecutados… ¿Qué le pasó a sus carreteras que eran un placer manejarlas?, sobre todo al lado del mar (de Tampico al puerto); acompañándose de un espléndido paisaje lleno de árboles frondosos y pequeños poblados donde a las orillas de la carretera te venden fruta, comida, quesos, jugo de coco, alimentos llenos de colorido que pareciera que es un cuadro pintado con el mejor de los pinceles. Hoy viajar por esa carretera es muy inseguro porque empezando por el estado en que se encuentran, hay grandes riesgos de accidentes fatales. De ahí, brincamos a la posibilidad de un asalto, un secuestro y lamentablemente, la muerte.

¿Quién se acabo Veracruz?, ¿Acaso fue el gobernador Javier Duarte?, por eso ya se va, faltando solo 48 días para que termine su mandato, ¿ya no hay nada que robar? Porque las historias de corrupción en su sexenio fueron, de mitos urbanos a pruebas contundentes de sus fechorías, que hoy ya son denuncias formales ante la PGR (Procuraduría General de la Republica) por enriquecimiento ilícito, peculado e incumplimiento del deber legal. En la ASF (Auditoria Superior de la Federación) está siendo investigado por diferentes anomalías y observaciones su gobierno por 35mil millones de pesos y el SAT (Servicio de Administración Tributaria) investiga 33 empresas fantasmas que fueron proveedores del estado con contratos por 3 mil 300 millones de pesos.

¿Nadie se daba cuenta de eso? La federación, su partido (el PRI) los diputados locales o federales. Nadie dijo nada. Le aprobaron presupuestos, le bajaron recursos. Hoy el PRI “reacciona” quitándole sus derechos como militante (pobrecito Duarte), sin embargo los diputado locales (del PRI) le conceden su licencia, ¿ya para qué? ¿Para que huya del país? Porque no solo en materia económica el estado está hundido, o por la corrupción, sino en cuestión de seguridad, la violencia se ha desatado. El año pasado cifras oficiales cuentan más de 300 asesinatos, entre ellos estudiantes y periodistas, porque fue otro gran problema: desde su gobierno atacó mucho a los medios de comunicación; y en lo que va del año ya van casi 700 asesinatos mas del 100% del año pasado.

Pareciera que se hunde el hermoso estado, o quizás el mar se lo quiera llevar, arrebatárselo a los políticos que se lo están acabando. Porque aunque el 1 de diciembre entrará el nuevo gobernador: Miguel Ángel Yunes, aunque pareciera solo estar preocupado por su antecesor del que declara que llegando dará a conocer las grades corrupciones de Duarte (¿más?)”… “que hará cimbrar a México entero…” y los veracruzanos, la inseguridad, la pésimas finanzas del estado, ¿será capaz de rescatar el barco para que no se hunda?, no solo de agarrar las ratas que son las primeras que huyen.

Ojalá que Veracruz vuelva a ser, como decía Agustín Lara, ese rinconcito de cielo, donde hacen su nido las olas y el mar. Aquel al que algún día a tus tierras lejanas, habré de volver.

Te puede interesar