Por quitarse una espinilla, esta mujer ¡casi pierde la vida!

espiniñña

Katie Wright es una joven de 21 años oriunda de Texas, Estados Unidos. Ella decidió compartir en Twitter lo peligroso que puede ser no higienizar correctamente las brochas de maquillaje antes y después de utilizarlas. Esto casi le costó la vista, y por poco también la vida.

Una ‘simple’ espinilla

Katie explicó en las redes que un día notó que tenía una espinilla en la frente, justo encima de la ceja derecha, y que decidió quitársela estrujándola porque le molestaba y dolía.

Luego de un intento fallido de quitarla, comenzó a maquillarse y utilizó una de sus brochas para peinarse las cejas, pero no la limpió. Esto provocó que contrajera una infección en esa zona. La joven fue consciente de la gravedad de la situación cuando notó que tenía la cara hinchada, por lo que decidió dirigirse al hospital.

“Hace una semana, decidí quitarme una espinilla que tenía debajo de la piel porque me llevaba doliendo varios días. Tras una hora, toda mi cara se hinchó y se me desfiguró, dejando una herida abierta que rezumaba y seguía creciendo”, contó la joven en una entrevista para el diario Mirror.

Su vida en riesgo

Una vez en la clínica de Urgencias, los médicos explicaron a la joven que la espinilla de su frente estaba infectada y que eso podría dejarla ciega si el problema se extendía hasta su ojo. Incluso, podría causarle la muerte si llegaba al cerebro, por lo que le administraron antibióticos por vía intravenosa.

Campaña solidaria

Actualmente, Katie Wright necesita cubrir los grandes gastos médicos que le ha causado este inconveniente. Por ello, ha abierto una cuenta solidaria en la página GoFundMe, hecho que a los usuarios no les ha parecido bien y por el cual ella ha tenido que explicarse con un tuit:

“¿La gente está realmente molesta porque hice un GoFundMe para mis gastos médicos? Un tipo hizo una para una ensalada de patata. Nadie te obliga a dar”, escribió.

Te puede interesar