Incidentes… Reynosa tensa calma

OTRA VEZ, POR LA ZONA CUMBRES, AYER un chaval de 14 años se llevó el susto de su vida cuando al salir de un Oxxo se encontró con que el auto en el que fue por las sodas, estaba ocupado por tres changos.

Iba a subir pero tuvo la fortuna de ver que algo se movía en el asiento de atrás, se asomó y vio a los malandros escondidos, quienes seguramente lo querían secuestrar.

Corrió y los mugrosos salieron después muy tranquilos, se fueron en un auto blanco.

La situación ha circulado profusamente en los grupos cerrados de vecinos de aquel sector, y la verdad, algo pasa por aquellos rumbos en donde ni el hecho de que el secretario general de Gobierno sea vecino, ayuda a la seguridad… de hecho, desde que se supo de su presencia por allá, las cosas se pusieron peor.

POR LA CARRETERA A REYNOSA limpio el panorama, pero por el lado de San Fernando los hediondos andan a salto de mata, los han topado labriegos y gente de trabajo corriendo por varios ranchos, andan hambreados.

Esta situación requiere de que sean capturados cuanto antes, que se les apriete el cerco, no porque puedan recibir refuerzos sino porque la situación los hace peligrosos para la gente que vive en derredor.

De la misma forma, el tramo de la Ribereña continúa bajo alerta, hay algo de tensión.

¿De qué nos sirve?… bueno, primero que no se le ocurra utilizar la Ribereña.

En segundo lugar, que nuestra ventana de seguridad hacia esta frontera continúa reducida hasta nuevo aviso, hay que pasar entre las siete y las once de la mañana para evitar problemas.

Screen Shot 2017-09-02 at 6.14.57

TEMPRANO CAYERON CUATRO CHANGOS en Reynosa, y lo curioso es que ahora la delincuencia vuelve a utilizar camionetas que se amparan bajo placas de cartón de la UCD, una organización que dice trabajar con gente del campo.

Estos maleantes abatidos se encargaban de lanzarse sobre el lado de Anzaldúas, tenían reporte en su vehículo y hasta horarios les encontraron, porque tienen inclusive las rutinas de vigilancia en el sector.

Es increíble la cantidad de datos que unos simples apestosos traen sobre información que no debiera estar al alcance de cualquiera… ¿quién se las compartirá?

Te puede interesar