El acero es un “problema global”: China

ACERO CHINA

Pekín.- China aseguró este martes que ha tomado “medidas concretas” frente a las acusaciones de dumping de Canadá y que el problema del exceso de oferta de acero es un “problema global” que ningún país puede resolver en solitario.

El primer ministro canadiense, Justin Trudeau, acusó el lunes a China de inundar el mercado mundial con su aluminio y acero a precios artificialmente baratos, creando una “competencia desleal” para el sector siderúrgico norteamericano.

Las críticas de Canadá coinciden con la decisión de Estados Unidos de imponer aranceles sobre el acero y el aluminio. China produce la mitad del acero mundial.

“En realidad China está totalmente decidida y ha tomado medidas concretas para reducir sus capacidades excedentarias en el acero”, dijo este martes Lu Kang, el portavoz del ministerio chino de Exteriores.

El gobierno de China, el primer productor de acero del mundo, asegura haber reducido su producción en más de 50 millones de toneladas en un año.

Frente a las 1.100 millones de toneladas producidas en 2016, Pekín se ha comprometido a reducir su producción en 150 millones de toneladas entre 2016 y 2020, un objetivo que podría cumplirse este mismo año, según las autoridades.

“Pero el exceso de capacidad de producción a escala mundial es un problema global que no puede resolver un país de manera unilateral”, afirmó Lu Kang en una rueda de prensa.

“Esperamos que todos los países productores de acero se comprometan en los esfuerzos conjuntos para reducir las capacidades. Esto necesita cooperación internacional”, añadió el portavoz.

En 2016, durante la cumbre del G20 en Hangzhou (este de China), el gobierno chino se comprometió a poner un marcha un “foro mundial” sobre el problema del acero para evaluar los esfuerzos de los estados de reducir su oferta.

Y la semana pasada la OCDE pidió a este foro que “acelere a sus esfuerzos”. “Algunos gobiernos continúan subvencionando (…) la siderurgia, exacerbando los desequilibrios entre oferta y demanda”, lamentó la organización, sin citar explícitamente a China.

En 2017 la producción de acero chino volvió a aumentar, 5.7 por ciento, hasta 831.7 millones de toneladas, según la World Steel Association, la federación internacional del sector.

Sin embargo, las exportaciones chinas de acero cayeron 30.5 por ciento, hasta 75.4 millones de toneladas, según las aduanas chinas, en parte por la recuperación del consumo interno.

Lu Kang no habló este martes del aluminio, que China también produce en grandes cantidades, suscitando las críticas de sus socios.

En enero y febrero de este año, las exportaciones de aluminio chino se dispararon 26 por ciento anual, hasta 817 mil toneladas, según las aduanas.

Te puede interesar