Embajador mexicano en Uruguay ocultó más de 1 MDD en un banco de España: El País

PAÍS

Madrid.- Conforme a una investigación especial realizada por el diario español El País, el embajador de México en Uruguay, Francisco Agustín Arroyo Vieyra, ocultó durante varios años 1.2 millones de dólares en una cuenta de la Banca Privada d’Andorra (BPA).

El rotativo refiere como pruebas varios documentos internos de esta entidad a los que tuvieron acceso.

El diplomático, que pertenece al Partido Revolucionario Institucional (PRI), cobró en el depósito del Principado de Andorra de un despacho de abogados de Ciudad de México.

Arroyo Vieyra, que presidió entre 2012 y 2013 la Mesa Directiva de la Cámara de los Diputados, reconoció al medio ibérico el pago y afirmó que fue por un trabajo que, según dijo, no puede revelar y añadió que fue un error cobrar los fondos en Andorra.

La BPA fue una entidad intervenida en 2015 por las autoridades andorranas y sus principales directivos fueron procesados por corrupción después de que Estados Unidos alertara de que carteles de la droga de México y Colombia y grandes compañías, como la constructora brasileña Odebrecht, utilizaban la institución financiera para blanquear capitales y pagar comisiones ilegales a políticos de Europa y América.

Desde entonces, la BPA se volvió en el vértice final de diferentes escándalos e incluso, Andorra terminó con el secreto bancario el pasado año.

El ingreso a nombre de Arroyo Vieyra procedió del despacho de abogados mexicano que preside Pedro Raymundo Salinas Arrambide, agrega la documentación interna de la BPA obtenida por ese periódico.

El embajador y el abogado atribuyen el dinero a un trabajo jurídico que desarrollaron juntos, indican la misma fuente.

La cuenta se abrió entre 2011 y 2012 y permaneció operativa a nombre del político del PRI durante, al menos, tres años.

Arroyo Vieyra aseguró que, tras cerrar el depósito, regularizó su situación y declaró sus ingresos a Hacienda en México.

Las actas internas y confidenciales del Departamento de Cumplimiento (Compliance) de la BPA detallan la operación bajo un epígrafe titulado Solicitud de apertura de Cuentas de PEPs, personas políticamente expuestas, que es el término utilizado por los bancos para referirse a clientes con cargos públicos.

El documento explica que Pedro Raymundo Salinas Arrambide, socio administrador de Salinas Arrambide y Asociados, tiene pendiente un cobro correspondiente a su actividad de unos 2.5 millones de euros.

Este dinero, según él, podría justificarlo y documentarlo sin ningún problema.

Pese a las reservas que el Departamento de Cumplimiento de la BPA tuvo a la operación por el perfil político de Arroyo, dos cuentas se abrieron.

El embajador de México en Montevideo, Uruguay, lo explica así al diario español:

“Fue un pago de honorarios de mi despacho. Fui legislador y abogado postulante privado durante 25 años. Algún día me lo pagaron por ahí, pero ese dinero está en México y pagué mis impuestos. Tengo mi declaración fiscal en orden. Es la manera de estar tranquilo. Fue hace años y podría estar prescrito, pero está cubierto”.

En una primera conversación telefónica con El País, como lo publicaron en su web, el diplomático afirmó que era socio del despacho de Salinas, algo que este niega.

En un segundo contacto, sin embargo, el embajador puntualizó que ambos han trabajado como asociados y litigado juntos en distintos casos.

“No puedo revelar los nombres de los clientes ni de que se trata por secreto profesional”, justificó el embajador mexicano en Uruguay.

“Representamos a empresas con litigios fuertes y hemos llegado a buenos resultados”.

Arroyo Vieyra señaló que la cuenta se abrió en 2011 o 2012 y que estuvo activa tres o cuatro años.

El diplomático argumentó así su decisión de cobrar a través del Principado:

“Había un promotor de la BPA que nos embaucó en este asunto. Era lícito, pero fue un error. No lo volvería a hacer, se lo aseguró”.

El embajador de México en Uruguay no es el único político de este país que ha tenido cuentas en la BPA de Andorra, El País publicó que Oscar Javier Lara Aréchiga, exdiputado del PRI tuvo en este mismo banco una cuenta de seis millones de dólares.

Te puede interesar