Robin Hood: el origen, una historia llena de aventura, llega a las pantallas grandes

Robin of Loxley (Taron Egerton), es un cruzado que regresa a casa después de numerosas batallas. Junto a Little John (Jamie Foxx) se rebelan contra los corruptos líderes de Inglaterra.

Justiciero social, héroe anticlerical, arquero infalible, notable espadachín, líder de una banda clandestina de hombres alegres: Robin Hood reúne todas las condiciones para ser un héroe irresistible, que por supuesto ha parido muchísimas películas y versiones. Esta nueva adaptación que se estrena película da un paso más allá y se propone el ambicioso objetivo de ser el inicio de una nueva saga.

Por eso todavía no hay bosque ni pandilla: eso vendrá después, en caso de que se concrete una segunda parte. Aquí se cuenta el comienzo de Robin Hood: cómo un noble con buena vida se convirtió en el bandido más popular de Inglaterra. Como en la mayor parte de las películas de orígenes, tenemos al futuro héroe atravesando una circunstancia difícil, de la que saldrá fortalecido y reinventado después de atravesar una dura etapa de transformación.

La elección del protagonista no podría haber sido mejor: Taron Egerton ya mostró en Kingsman toda su destreza como héroe de acción. Su maestro y secuaz es Jamie Foxx, que no se queda atrás a la hora del carisma.

Robin Hood estrena este fin de semana en México.

Te puede interesar