La Prieta huérfana víctima de buitres

OFICIALMENTE, LOS OPERADORES políticos de YeiKolita, alias Yeidkol Polensvsky, en Nuevo León, andan a más de mil kilómetros de distancia.

Carlitros Suárez y Rafa Zarazúa andan en Puebla, en una de las elecciones pactadas…

Y mientras ellos andan en las camoteras tierras, acá se vuelve tierra de nadie y el Halcón Alfredo Treviño se mueve a sus anchas… Alborota gente, como al buen Víctor David Guerrero, y le provoca temblores a la pobre dirigencia.

Me preguntó… ¿A poco es a sus espaldas todo esto que huele a negocio vil?

¡Par Favaaaaar! Mis polainas relumbran.

MIENTRAS TANTO, EL TÍO CARLOS, obvio, Salinas de Gortari, va poco a poco apretando tuercas, primero en lo nacional.

El aspirante más salinista, por formación y posterior respeto es Don Beltrone, alias Manlio Fabio Beltrones.

Osorio Chong tiene buena relación hacia un sector de MORENA y Forrazo, alias Ivonne Ortega, va pintando para quedarse en la secretaría general, quienquiera que resulte en la dirigencia.

Alito Moreno parece convertido en la apuesta del grupo EdoMex… Así va la cosa.

EN LO ESTATAL HABRÁ ACUERDOS hasta que se resuelva lo nacional.

Por ahora, los escarceos de los grupos pueden lograr un atisbo de acuerdo como el que se necesita en lo nacional.

Por ahora, los grupos han pintado rayas… Falta ver quién pone el primer ladrillo para construir la unidad.

Una de las vías es presionar para que don Giorgio de Mendoza sea gobernador de Nuevo León por dos años o un cachito más.

Es una de las vías, de esa manera, el hombre más fuerte en el PRIMOR tendría mejores opciones para incluir a todos en la mesa.

Pero insisto, las cosas van a rodar hasta que el Tío Carlos agarre la manija.

DOS SEMANAS SIN INCIDENTES de alto impacto en San Píter de la Coloña… ¿Me van a decir que no fue un calentón de plaza bien orquestado?

Lo que viene es el nombramiento del nuevo titular de Seguridad Pública…

Se impulsa la figura de un militar, pero si existe un civil que cumpla el requisito de preparación y gran relación con las fuerzas armadas, ese cristiano se llama Cristian Castaño.

¡Ouch!… Me pidieron que no lo dijera porque nomás lo saben tres personas, bueno, ya somos cuatro.

Al cabo que no es seguro.

Te puede interesar